Lana

La lana puede estar presente en la composición de prendas de vestir, mantas y alfombras, principalmente, y es presentada al consumidor como un producto ético cuya obtención es inocua para los animales de los que se extrae. Se difunde la imagen de bucólicos escenarios donde las ovejas pastan libres y son esquiladas en primavera con el fin de aliviarlas del calor y buscar su bienestar. Sin embargo, la realidad es que la industria de producción de lana necesita ingentes cantidades de pelo de oveja para satisfacer la demanda del mercado y, en consecuencia, los animales han sido genéticamente seleccionados para que generen desmesuradas cantidades de lana y así aumentar la producción. De esta forma, las ovejas son esquiladas en cualquier época del año, quedando a merced de las inclemencias del tiempo.
En el proceso de esquilado, que resulta altamente traumático para los animales, se emplean tijeras u otros instrumentos cortantes que, a menudo, producen dolorosas lesiones en la piel de las ovejas, previamente atadas e inmovilizadas.

abre51

extrema crueldad, el “mulesing”. Como consecuencia de las alteraciones genéticas inducidas en las ovejas, los animales presentan gran cantidad de pliegues en su piel para incrementar la producción de lana, pero este replegamiento provoca también graves infecciones e infestaciones por larvas de mosca. Para evitar este inconveniente, los ganaderos realizan una brutal y dolorosísima operación (“mulesing”) consistente en cortar, sin anestesia, pedazos de carne del cuerpo de los animales, provocando terribles y lacerantes heridas.
abre52
abre53

La mayor parte de la lana consumida en todo el mundo proviene de Australia y allí es común el empleo de una técnica de

Además del sufrimiento y explotación que entraña, la producción de lana también implica directamente la muerte de los animales. Los corderos macho son enviados al matadero obteniendo beneficio por su carne, mientras que las hembras serán empleadas como reproductoras hasta que dejen de resultar rentables, momento en el que también se pondrá fin a sus vidas en el matadero.

Ya sea por su carne, por su piel o por su pelo, los animales son igualmente explotados, cosificados, privados de libertad, sometidos a tratos crueles y finalmente asesinados.

Enlaces de interés:

Producción de lana en Australia: http://www.youtube.com/watch?feature=player_detailpage&v=NiJdZxi1Kd4